Relato: ‘Hogar’

¿Me gustaría estar en otra parte?

Me levanto de la cama, ya la añoro, es invierno, las mantas me protegen del frío y la almohada de mi mente.

Me visto rápido, pero me calzo las botas con tranquilidad. Me pongo un chaleco de lana, ese chaleco de lana, un abrigo negro encima, gordo, me evade.

Ha parado de llover, ¿qué importa? Amarro fuerte a mis perras, yo aún tengo legañas y ellas ya tiran con fuerza. Sus uñas resuenan más en el patio cuando está mojado.

Salen a comerse el mundo, llevan milenios para ellas aguardando este momento, la lluvia ha frustrado sus planes y nublado sus pensamientos mientras que reconfortaba los míos.

Los ratos de sol empujan las nubes, aún el cielo está gris, pero se parte por haces de luces, mientras que detrás de estos, el violeta, el azul, naranja y púrpura se abren paso tímidamente para dejarse ver sólo un par de horas.

¿En qué lugar estoy? Cierro los ojos mientras oigo el correteo de los perros, huelo a tierra mojada, pienso que podría estar en otra parte, me pregunto ¿será así en Londres? ¿Será así en las ciudades de los países del norte?

Mi corazón me quiere decir que si, antes la posibilidad de estar perdiéndome otras vistas preciosas, a veces cuando algo ya lo has visto muchas veces, por muy bello que sea el cuerpo deja de encontrarle el sentido, por eso cierro los ojos, cierro los ojos y huelo a lluvia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s